Bancos de imágenes, ladrones y pizzas.

bancos de imagenes diseño web mintha estudio

Hace un par de días me ocurrió algo insólito. Tanto, que aún estoy en fase de recuperación. Pero mejor voy a comenzar por el principio, que me lío…

Era viernes noche y el olor de la pizza que teníamos en el horno ya me estaba haciendo salivar cual perro de Paulov. Netflix estaba listo (pobre… ¡Vaya palizas le damos!) y la manta del sofá me susurraba. Y justo cuando la pizza llega a la mesa, suena el timbre. Y sí, exclamé justo eso que estás pensando.

Voy a abrir la puerta hecha un Demogorgon (momento friki patrocinado por Netflix) y me encuentro a una chica con cara de circunstancias, que, sin mediar palabra, me aparta y se cuela en casa. Sin dar crédito la sigo por la casa. Mientras tanto ella, ni corta ni perezosa, empieza a coger varios marcos con fotos y a materlos en su bolso.

Justo cuando salía de casa, acerté a decir: “¿Se puede saber que haces con mis fotografías?” Y va la moza y me suelta: “Mira chica, tengo una urgencia y las necesito. Vienen unos amigos a casa y, como acabo de mudarme, no tengo fotos que decoren el salón”. Y tal como llegó, se fue. Eso sí, con mi retrato de comunión, la foto de boda de mi amiga y la de mis padres en sus años mozos.

Vale… Me habéis pillado, me lo acabo de inventar. Pero no creáis que esto es una Stranger Thing, y menos en el mundo 2.0. Que levante la mano quien no haya cogido una foto ajena, alguna vez, y haya olvidado referenciar, pedir permiso, linkar… Y es que, cuando las prisas aprietan, se nos olvidan los formalismos y arrasamos cual desconocida en mi casa.

Así que, para que esto no te pase y dejes a la humanidad disfrutar de sus viernes de pizza y series, hoy hablaremos de los bancos de imágenes libres de derechos.

Bancos de imágenes gratuitos
  1. Gratisography

Es un banco de imágenes gratuitas y de libre uso creado por el fotógrafo y diseñador Ryan McGuire. Sus fotografías son muy peculiares, ya que el artista juega con los dobles sentidos, los montajes fotográficos y usa escenas cotidianas muy variopintas.

Es uno de mis bancos de imágenes gratuitas preferidos. Nunca he usado una de sus fotografíaspara nuestras redes o trabajos, pero sí como banco de inspiración.

Guárdate este nombre y, cuando necesites una fotografía divertida, diferente y que impacte, la encontrarás aquí.

Licencias: Cuenta con una licencia abierta, por lo que puedes usar las fotos a nivel personal y profesional sin problemas. Siempre que no las uses para temas desagradables o delictivos. En este ultimo caso, un ejercito de conejitos agresivos irán en tu busca (lo entenderás cuando entres en la web).

bancos de imagenes diseño web mintha estudio

2. Pexel

El segundo de nuestros bancos de imágenes cuenta con gran variedad de fotografías de uso gratuito. Los hermanos Joseph crearon esta web de imágenes por una simple razón. En su día, tuvieron la necesidad de usar imágenes de buena calidad y gratuitas para un proyecto y las páginas que encontraron no les satisfacían. Así nació Pexels.

Las imágenes de este banco no sólo son gratuitas, sino que además se pueden modificar. Pero lo que quizás me gusta más es que te permite realizar búsquedas por color, lo que facilita el filtrado si lo que quieres es potenciar un color de marca o buscas composiciones cromáticas concretas.

Licencias: Las imágenes son totalmente gratuitas. Aptas para uso personal y comercial, y con la opción de ser modificables (siempre que no las uses para actos delictivos).

bancos de imagenes diseño web mintha estudio

3. Stocksnap

El último banco del que os voy a hablar (porque haber, hay mil) cuenta con imágenes muy variadas, con licencia abierta, por lo que puedes usarlas y modificarlas a tu antojo. Pero lo que hace especial a éste, entre todos los bancos de imágenes, es que puedes filtrar por tendencia, fecha de subida y otros criterios que pueden facilitarte las búsquedas.

También es muy interesante que entre las fotografías se encuentran algunos mock-up, por lo que su variedad de temáticas y tipos es bastante buena.

Licencias: Totalmente libres. Las imágenes pueden ser descargadas, distribuidas y modificadas, tanto para uso personal como comercial.

bancos de imagenes diseño web mintha estudio

Pues como ya os decía, hay muchos bancos de imágenes, algunos incluso con estilos muy marcados. Como por ejemplo Magdeleine, cuyas fotografías tienen un aire boho-nordic muy interesante, o new old photo, que se nutre de fotografías antiguas, extraídas de archivos públicos (el parque temático de un buen hipster). La cuestión es buscar aquel que se adecue más al estilo de tu proyecto y, sobre todo, consultar y acatar su política de privacidad.

Recuerda, lee siempre las condiciones y si la única premisa es una mención al autor, cumple con lo pactado, o arderás en los confines del mundo 2.0. Y por si esta amenaza no es suficiente, recurro a los seres más sabios del universo, las abuelas. Seguro que la tuya alguna vez te dijo eso de “es de bien nacido ser agradecido“. Una abuela nunca se equivoca.

Y ahora, suelta prenda. ¿Sueles usar bancos de imágenes? ¿Cumples con las condiciones o alguna vez te las has saltado? Nos vemos el próximo jueves, con un post lleno de tendencias que no te puedes perder. Disfruta de tu viernes y, si encuentras una foto de comunión en el contenedor de tu barrio, llámame.

Ah! si no quieres perderte nada apúntate a la #mintletter, que a final de mes te la envío con lo mejor del blog y contenidos exclusivos.

Entradas relacionadas

2 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *